MIGUEL SALAMERO BUESA *

 
 
N
ació el 2 de Septiembre de 1769 en Villafeliche (Zaragoza). Tomó el hábito agustino en los recoletos del Portillo el 1de Junio de 1788. Fue penitente en extremo, y muy dado a la lectura religiosa, fue ordenado sacerdote después de cursar filosofía y teología, pasaba la mañana en el confesionario, las tardes a la predicación, visita de enfermos y toda clase de obras de misericordia, siendo muy popular y estimado entre su vecindario, mereció gran afecto del padre Santander obispo auxiliar de Zaragoza.

Participó en el levantamiento del 24 de Mayo, fue uno de los consejeros íntimos de Palafox, Consolación estuvo muy activo en los dos asedios. Fue nombrado individuo de la junta gubernativa en las postrimerías del segundo sitio, y dio en ella el voto contrario a la capitulación. Después de la rendición de la ciudad, y por la supuesta protección del obispo Santander no sufrió la suerte de Boggiero y Sas, fue enviado por el obispo a Jaca, ya sitiada por los franceses, para aconsejar la rendición la rendición de sus habitantes.

Una interpretación comenta que se introdujo en esta plaza el 8 de Marzo de 1809, convocó en junta a las autoridades, y a varios religiosos, interponiendo su influencia para que se rindiesen, y que no consiguiendo su objetivo por este medio, fomentó en secreto la deserción y no quedando casi soldados hubo de rendirse la plaza el 21 de Marzo. Otra versión expone que se dirigía a Jaca para aconsejar la rendición, pero ni llego a dicha ciudad, ni pasó de Ayerbe, donde supo la poco honrosa entrega de aquella fortaleza.

Ya de regreso a Zaragoza, fue destinado por el obispo Santander a la sección de hospitales y a la parroquia del Pilar, pero las autoridades francesas sospecharon y hasta dijeron que Consolación perjudicaba mucho al gobierno bonapartista en el confesionario, donde fomentaba la animosidad contra los opresores. 
Por otra parte se negó repetidamente a tomar el traje del clero secular, resistiendo los mandatos que se le dijeron para dejar el hábito, siendo finalmente reducido a prisión en castillo de la Aljafería el 30 de Septiembre de 1809.
Poco después era conducido a Francia en una cuerda de prisioneros, la mañana del 9 de Diciembre cuando atravesaban el término de Luceni, fue separado de sus compañeros y fusilado, el cadáver fue arrojado al Canal Imperial, donde estuvo hasta enero de 1816, habiéndose cortado el agua para hacer la limpieza periódica.


*Biografía obtenida del libro "Obelisco Histórico" del general de brigada  M.Salas.